Páginas vistas en total

miércoles, 4 de septiembre de 2013

EL ZINC

Probablemente cuando escuches sobre nutrición y los minerales que requieres en tu dieta lo primero que se te vendrá a la mente será el Calcio; probablemente escuchaste las bondades del Magnesio o lo importante del Potasio luego del ejercicio extremo, ellos son imprescindibles y prácticamente los encontrarás en la mayoría alimentos, sin embargo hay un grupo de los oligoelementos de los cuales se necesitan mucho menos cantidad que de los anteriormente mencionados, pero que aún así, siguen siendo indispensables en el correcto funcionamiento de nuestro cuerpo y es por ello que hoy queremos hablarles de  uno de los más importantes de ellos, el ZINC.

El Zinc es un elemento traza y el segundo, de este grupo, en cantidad en el cuerpo (1 - 25g) después del Hierro; al igual que este, tiene múltiples funciones en el cuerpo entre las que destacan su efecto relajante, potenciador del sistema inmune (además de antiinflamatorias y antioxidante), necesario en el desarrollo del feto, regulación del apetito, desarrollo físico y sexual junto con la fertilidad y hasta el deseo sexual. Aprovechamos entre el 3 - 38% de lo que consumimos siendo las mejores fuentes los productos de origen animal ya que los fitatos y la fibra vegetal forman complejos que dificultan su absorción mientras que las proteínas, la lactosa y glucosa la favorecen.

Un momento - ¿Dijiste fertilidad, deseo y desarrollo sexual?- ¡Exacto! Incluso hay investigaciones en las que una falta de ZINC durante la niñez y adolescencia a repercutido en HIPOGONADISMO en varones, junto con un desarrollo físico e intelectual mermados, por lo que esos cuentos publicitarios de que "El Calcio te ayudará a ser más grande" en realidad deberían referirse al ZINC, e incluso la alta presencia de Ca, junto con el Cu y Cd, pueden dificultar su aprovechamiento, por lo que deberías preocuparte más porque no le falte este oligoelemento a tu hijo, que él - y su pareja - te lo agradecerán.

Entonces - ¿Cuánto y dónde consigo este maravilloso elemento? - La ingesta diaria necesaria será entre 8 y 11 mg siendo más necesario en varones y en mujeres durante embarazo y lactancia; las fuentes más ricas de ZINC son los mariscos (ahora entiendes su fama), seguidas por las carnes rojas, lácteos, huevos y cereales integrales, pero ojo con estos últimos, ya que la presencia de fibra reducirá su absorción, mientras que su refinamiento reducirá su contenido hasta en un 80%, por lo que la suplementación de este elemento traza debe de considerarse sobre todo en individuos con dietas estrictamente vegetarianas, donde el pobre desarrollo sexual será un mal menor, si además sumamos un déficit del sistema inmune, falta de apetito, cáncer y problemas en el cerebro que van desde Parkinson hasta Alzheimer.

Para concluir, espero que ahora no vayas a buscar como loco suplementos de ZINC para metértelos en las venas ya que - aunque las diferencias entre las dosis recomendada y tóxica es amplia - recuerda que "la dosis hace al veneno" por lo que busca fuentes naturales de este, en vez de suplementos que probablemente por la presencia de otros compuestos o no te sirvan de mucho o te ocasionen efectos negativos. Sigan comiendo y bebiendo bien y ¡SALUD-OS!


Referencia: